PLANETA CALLEJA

Jesús Calleja enfrenta a Sandra Barneda con su peor pesadilla

Sandra y Jesús vivieron momentos estupendos en Borneo. (Foto: Mediaset)
Sandra y Jesús vivieron momentos estupendos en Borneo. (Foto: Mediaset)
Juntos viajan a la Isla de Borneo para ascender por el Monte Kinabalu, que con más de 4.000 metros es una de las montañas más altas del sudeste asiático y recorren la vía ferrata más alta del mundo.

Nada mejor para enfrentarse al vértigo que asumir un reto de altura. Será lo que haga Sandra Barneda en la próxima entrega de Planeta Calleja, que Cuatro ofrece este miércoles a las 22:45 horas. La periodista, que actualmente presenta el debate de La isla de las tentaciones, viaja junto a Jesús Calleja a la Isla de Borneo para ascender por el Monte Kinabalu, que con más de 4.000 metros es una de las montañas más altas del sudeste asiático.

Una vez en la cima, la expedición tiene que recorrer la vía ferrata más alta del mundo, una pared provista de anclajes metálicos para facilitar la escalada a quien no tiene experiencia. A lo largo de la travesía encuentran varios puentes colgantes de gran altura, un puente tibetano y numerosas rampas de piedra verticales en las que se avanza saltando por los anclajes. Para llegar a este desafío, los aventureros necesitan dos días y tienen que pasar una noche en un refugio de montaña a 3.300 metros. 

Previamente, Calleja y Barneda aprovechan el viaje para conocer la flora y la fauna de la Isla de Borneo, famosa por su biodiversidad y sus especies endémicas. Primero viajan hasta Turtle Island, a la que tan sólo pueden acceder 15 visitantes al día y donde cada noche llegan  tortugas carey y tortugas verdes para desovar en sus playas.

La expedición continua en Sepilok, una reserva de orangutanes rojos, una especie endémica de Borneo perjudicada por la deforestación causada en las plantaciones de aceita de palma. Por último, navegan por el río Kinabatangan, el segundo más largo de Malasia y el lugar más salvaje de Borneo, donde tendrán ocasión de ver el famoso mono narigudo, que tan solo se puede contemplar en aquel lugar.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS